Las rejas de ballesta, igualmente llamadas rejas extensibles, se caracterizan por encontrarse entre los modelos de rejas con mayor demanda, ya que suponen una alternativa sumamente versátil, la cual es posible instalar no solo en las viviendas y negocios, sino también en los talleres e incluso en las oficinas.

Y es que sus características ofrecen la posibilidad de colocarla en casi cualquier abertura, ya sea en puertas o en ventanas.

Por lo general, este tipo de rejas se suelen instalar en terrazas con fácil acceso y ventanas de planta baja en los hogares, al igual que en cualquier otro lugar que pudiera ser sensible de asalto, además, son muy apropiadas para evitar accidentes tanto con los niños como con las mascotas.

En cualquier caso, este tipo de sistema de seguridad, por lo general, se suele instalar con el fin de prevenir el ingreso de intrusos incluso si las puertas o ventanas se encuentran abiertas, al igual que al querer reforzar la seguridad mientras se encuentran cerradas.

ventanas reja ballesta

Pero independientemente de la razón, a continuación estaremos explicando cómo colocar una reja ballesta de forma apropiada.

¿De qué manera instalar las rejas de ballesta?

Antes de comenzar con la colocación de una reja de ballesta, resulta esencial asegurarnos de contar con las siguientes herramientas, a fin de poder llevar a cabo todo el proceso de manera adecuada:

  • Tornillos, estrellas de seguridad y tacos (un kit de montaje).
  • Lápiz (o marcador).

Primeros pasos para colocar la reja balleta

Una vez que nos aseguremos de contar con cada una de estas herramientas, será momento de comenzar con el montaje de una reja ballesta, siguiendo los pasos señalados a continuación:

  1. El primer paso y el más importante, consiste en asegurarnos de tomar correctamente las medidas de la mocheta donde colocaremos la reja.
  2. Para esto, es esencial tomar tanto el ancho como el alto del lugar en que la vayamos a colocar; cerciorándonos de tomar 3-4 referencias, en diversos puntos, en caso de que cierre mucho en alguna ocasión.
  3. Después, lo más aconsejable será tomar las medidas más pequeñas a fin de garantizar que la reja pueda entrar en el espacio.
  4. Además, a la hora de pedir las rejas, conviene indicar hacia qué lado deseamos que se extiendan.
  5. Por lo general, las rejas suelen presentarse embaladas y plegadas dentro de un par de paquetes que resultan bastante cómodos y sencillos de transportar.
  6. Una vez que se tengan los paquetes, será momento de abrirlos.
  7. Al hacerlo, encontraremos que incluye una parte, la cual consiste en una pieza completa, que lleva un lado de marco y la reja completamente plegada, y después se encuentra el marco que actúa como cabecero y también el cierre lateral, por separado.
¿Necesitas un presupuesto para tu hogar sobre nuestros productos de aluminio?

Contacta con nosotros para solicitar un presupuesto a medida. ¡Te esperamos!

Siguiendo con el montaje

Llegados a este punto, habrá que hacer lo siguiente:

  1. Para empezar, hay que sacar cuidadosamente la reja de ballesta de las bisagras.
  2. Después, será momento de montar el marco, lo cual se puede hacer con bastante sencillez, ya que todo suele venir mecanizado de tal manera que el montaje se realice a presión, no obstante, después es posible reforzarlo con tornillos autorr
  3. Luego se coloca dentro del hueco y se agregan las bisagras a ras de la pared, a fin de cerciorarnos que la puerta podrá abrir completamente.
  4. Posteriormente nos aseguramos que se encuentre a nivel, y comprobamos si presenta algún hueco o no se ajusta en un punto determinado; en caso de tenerlo, es posible suplementar usando chapitas o arandelas.
  5. Después hay que marcar los agujeros en los que se ubicarán los tacos, los cuales vienen previamente mecanizados.
  6. Se debe retirar el marco para poder hacerlo con mayor facilidad y de ser posible, conviene inclinar el taladro un poco al interior, a fin de impedir roturas alrededor de la pared.
  7. Para terminar, solo hay que colocar los tacos, ubicar otra vez el marco y los tornillos en su lugar.
  8. Cuando todo se encuentre bien colocado, será momento de colocar las tapas de seguridad sobre los tornillos.
  9. Después se monta la puerta y comprobamos que funciona adecuadamente antes de cerrar la cerradura. ¡Listo!

colocar reja ballesta

Como se puede ver, contrario a lo que se podría pensar, el colocar una reja de ballesta es relativamente fácil al seguir estos pasos; aunque siempre sería apropiado contar con la ayuda de alguien más para mover el marco, e incluso para sacar/meter la reja, debido a que al ser un poco pesada podría no ser totalmente simple.

Ventajas de colocar una reja de ballesta

Ahora bien, después de conocer como colocar una reja de ballesta, también es apropiado mencionar algunas de las ventajas que pueden percibirse al optar por este tipo de sistemas de seguridad, por lo que a continuación señalamos algunas:

  • Las rejas de ballesta no necesitan de mantenimiento.
  • Suponen una clase de reja que logra diferenciarse por la facilidad con que se puede plegar.
  • Cuentan tanto con cerraduras como con llave a fin de impedir el uso de candados.
  • Es posible conseguir modelos en diversos tamaños, por lo que se ajustan a toda clase de huecos.
  • Existe la posibilidad de conseguir distintos modelos disponibles en una gran variedad de colores.
  • No afectan de ninguna manera el nivel de luminosidad y/o de ventilación dentro del espacio donde sean instaladas, sea en casa o en un negocio, etc.
  • Se trata de un tipo de reja especial, el cual dispone de rodamientos interiores.
  • Requiere un reducido espacio de instalación.

Si estás pensando en colocar una reja de ballesta y te preguntas cómo hacerlo, aquí podrás encontrar los pasos a seguir para lograr colocarla adecuadamente.