Llámenos
Contáctenos
Ventanas Correderas de Aluminio 2019-05-08T15:57:55+00:00

Ventanas Correderas de aluminio

Las ventanas correderas de aluminio son uno de los tipos de ventana más solicitados por nuestros clientes. Son elementos muy prácticos para el hogar, principalmente utilizadas para separar la parte exterior de la casa de la parte interior, proporcionando también una accesibilidad práctica en casa.

PIDE PRESUPUESTO GRATIS

Ventajas de las ventanas de aluminio

De todas nuestras ventanas de aluminio, las ventanas correderas resultan la mejor solución posible dentro de todo el extenso mercado de cierres de puertas y ventanas.

Ahorro de espacio

La principal ventaja de las ventanas correderas de aluminio es que no hace falta retirar objetos que haya delante de las mismas para abrir el acceso: podremos salir a la calle, balcón, terraza o patio aún habiendo objetos detrás o delante del cristal. Una vez abierta además no ocupará espacio hacia el interior ni hacia el exterior de la vivienda o estancia. Esa es a nivel operacional la mayor ventaja de las ventanas y puertas correderas de aluminio.

apotema-70balconera Ventanal corredero de 3 hojas

Producto duradero

Las ventanas y puertas de aluminio no requieren casi mantenimiento y son una opción muy recomendable para aquellas personas que no quieren preocuparse por el correcto mantenimiento de sus cierres de puertas y ventanas.

A diferencia de las ventanas de madera, que necesitan ser barnizadas y con el paso del tiempo, la humedad y los cambios bruscos de temperatura deberán ser irremediablemente sustituidas, las ventanas correderas de aluminio no precisan de casi mantenimiento y son mucho más ligeras.

Totalmente a medida

Las ventanas correderas de aluminio se preparan a medida de las necesidades del cliente. Podemos diseñar ventanas correderas de aluminio para cualquier tipo de cierre, sea cual sea su medida, número de hojas o incluso ventanas y puertas practicables (las que se abren hacia el interior). Además nuestras ventanas se pueden personalizar de varios modos:

  • Podemos diseñar ventanas correderas de aluminio con raíl empotrado en el suelo para el cómodo paso de sillas de ruedas, cochecitos de bebé etcétera.
  • Gran variedad de paneles decorativos para que encuentres el estilo que mejor se adapta a tu casa o negocio.
  • Mayor protección incorporando cerraduras de seguridad y cierre multipunto a las puertas y ventanas.
  • Diseño oscilobatiente (la de apertura superior semisuspendida) sin necesidad de abrir la ventana del todo ni abrirla horizontalmente. Además una ventana oscilobatiente se mantendrá abierta por su propio peso incluso cuando haya corrientes de aire intensas, evitando roturas o daños por portazos.
  • Diseño practicable (la apertura clásica, de fuera hacia dentro) mediante bisagras. El tipo de bisagra utilizado es de rodillo de bolas, muy silencioso y que ofrece un movimiento preciso y muy suave. Este tipo de bisagra no desarrolla chirridos con el tiempo y no requiere mantenimiento constante.

La solución definitiva contra frío y calor

Cuando empezaron a instalarse ventanas correderas de aluminio, durante los años 80 y 90, la eficiencia energética no era un aspecto que se tuviese tan en cuenta como se tiene hoy en día.

Además, como que la mayoría de ventanas instaladas eran de madera (un material muy aislante y que no transmite la temperatura) el concepto de “puente térmico” era relativamente desconocido.

La Rotura de Puente Térmico o RPT es una de las características a tener en cuenta a la hora de instalar ventanas correderas de aluminio.

Un puente térmico es una zona o material que sirve como vía de paso y transmisión del frío o el calor. El término “rotura de puente térmico” significa cortar esa vía de paso y transmisión de temperatura.

Ventanas de aluminio con rotura de puente térmico

Cómo aislar ventanas correderas de aluminio: doble cristal
Corte transversal que muestra el RTP en una ventana

Mayor aislamiento y ahorro de energía

Una ventana corredera de aluminio está fabricada por cristal doble y aluminio. El cristal doble es un muy buen aislante pero en cambio el aluminio al ser un metal transmite muy bien el frío y el calor.

Lo que se consigue con la “rotura del puente térmico” de la ventana es que el aluminio de la parte interior de la ventana no entre en contacto con el aluminio de la parte exterior para que no haya transmisión de frío o calor entre las dos partes y por tanto sea una ventana de aluminio térmicamente eficiente, lo que repercutirá en un mejor aislamiento de nuestra vivienda o local y un consecuente ahorro de energía.

En las ventanas correderas de aluminio de doble acristalamiento resulta muy importante escoger ventanas que dispongan de rotura de puente térmico, es decir, que estén diseñadas para que no haya transmisiones de frío o calor desde o hacia el exterior. Un buen ejemplo de lo que es una rotura de puente térmico es la instalación de un mango de madera a una sartén de hierro.

Un mango de hierro sería un puente térmico directo: el calor de la sartén se desplaza por el mango, lo calienta y nos quemamos. Un mango de madera corta ese “puente” de transmisión de calor y nos permite agarrar la sartén sin miedo de quemarnos.

La rotura de puente térmico en una ventana de aluminio produce el mismo efecto pero entre el interior y el exterior de la misma.

Más servicios de Aluminios Araque

Ventanas de Aluminio imagen cluster

Techos de Aluminio imagen cluster

Mallorquinas de Aluminio imagen cluster

Pide presupuesto sobre nuestras persianas

Si tienes alguna duda sobre persianas de aluminio completa nuestro formulario, estaremos encantados de ayudarte.