Durante muchos años, la belleza de las ventanas solía caracterizarse de acuerdo a la calidad que poseían las maderas utilizadas en su fabricación, a la vez que por su capacidad para proporcionar un adecuado rendimiento térmico y por tener una apariencia atractiva y elegante.

Descubre por qué elegir ventanas de aluminio con imitación a madera

Sin embargo, a medida que transcurre el tiempo, este tipo de ventanas destacan por tener un alto precio y tener un aspecto y durabilidad que suelen depender en gran medida de que tan frecuente y minucioso sea el mantenimiento que reciben. Esta es la razón por la cual, cada vez más personas apuestan por las ventanas de aluminio de imitación en madera. De hecho, este tipo de imitaciones están de moda, como vimos en nuestra publicación de puertas de aluminio de imitación en madera.

Y es que si bien el aluminio se encuentra entre los materiales mejor valorados y más utilizados dentro de la construcción, tanto de cerramientos como de ventanas.

La novedad actualmente consiste en que a través de la extraordinaria terminación que logra imitar a la madera, consigue proporcionarle un increíble efecto natural, al mismo tiempo que mantiene las numerosas ventajas asociadas a la carpintería de aluminio.

Por qué elegir las ventanas de imitación de madera

Siendo ese, justamente, uno de los motivos por los cuales el aluminio suelen ser tan valorado, dado que ofrece una asombrosa versatilidad al momento de conseguir los acabados deseados, logrando así proporcionar numerosos diseños en una amplia gama de colores.

Así, cuando las ventanas de aluminio lucen un acabado de madera, podrás conseguir la ventaja extra que supone tener una apariencia totalmente natural, la cual encajará por completo en todo tipo de espacio.

Además, cabe mencionar que al verse como la madera, pero ser esencialmente de aluminio, esta clase de ventanas resultan bastante decorativas, algo importante, teniendo en cuenta que para muchas personas no solo es importante utilizar materiales prácticos, sino que posean una apariencia atractiva.

¿Por qué son mejores las ventanas de aluminio de imitación en madera?

En caso de que te encuentres construyendo y/o remodelando tu hogar u oficina, y tengas algunas dudas sobre qué material es el más apropiado para las ventanas, lo más aconsejable es que apuestes por las ventanas de aluminio con apariencia de madera, la cuales combinan perfectamente la resistencia y practicidad del aluminio junto al refinamiento y encanto que posee la madera.

Así, dentro de la búsqueda de materiales para ventanas los cuales ayuden a conservar la atractiva línea de la madera, las ventanas de aluminio de imitación en madera se presentan como la alternativa más apropiada debido a que, indudablemente y por sus características, el aluminio se encuentra entre los materiales más idóneos para elaborar todo tipo de elementos, incluyendo ventanas.

Cómo se elaboran estas ventanas  

Ahora bien, al momento de preparar la pintura imitación madera y garantizar su adhesión sobre el aluminio, se lleva a cabo el procedimiento explicado a continuación:

  • Después de aplicar la pintura base junto a una pintura especialmente deseada para conseguir dicho acabado, los perfiles de las ventanas son embolsados dentro de una película de plástico especial donde le son aplicados los diseños según el tipo de madera deseada.
  • Al terminar, los perfiles son colocados sobre un equipo especial, para después ser sometidos al vacío.
  • Finalmente, se le aplica una limpieza bastante simple, pero profunda.
  • Cabe mencionar asimismo, que este proceso suele tener una duración que no supera los cinco minutos y el mismo permite que la tinta utilizada con la película del plástico sea transferida al aluminio a través de la técnica de sublimación, logrando así que los perfiles de este material obtengan el efecto madera buscado.

¿Qué beneficios ofrecen las ventanas de aluminio de imitación en madera?

Existen numerosos motivos por los cuales animarse a apostar por la instalación de esta clase de ventanas.

Por ejemplo, para empezar se podría destacar su gran impacto visual, el cual destaca por recordar fácilmente el efecto que proporciona la madera natural.

Además, son sumamente livianas al momento de abrirlas y/o cerrarlas.

Beneficios de las ventanas de aluminio imitando la madera

Asimismo, las ventanas de aluminio de imitación de madera resultan perfectamente resistentes ante las diversas condiciones climáticas, de manera que no se ven afectadas por las inclemencias del sol y su brillo no suele perderse a causa del calor y/o la luz del mismo. De igual manera, la lluvia ni el granizo logran dañarlas, ya que están fabricadas con un material que resulta refractario también en las temperaturas más bajas.

Otra de sus ventajas es que este tipo de ventanas no requieren ninguna clase de mantenimiento, al contrario de las que realmente están fabricadas con madera que deben recibir cierto tratamiento de forma frecuente a fin de prevenir posibles daños y/o reparar aquellos que pueda tener a causa del deterioro natural y el paso del tiempo.

En consecuencia, las ventanas de aluminio que buscan imitar la madera, logran conservar su apariencia y belleza intacta por mucho tiempo. Igualmente, ofrecen un extraordinario aislamiento acústico y tienen un precio considerablemente menor al que poseen las opciones fabricadas con madera real.

Conclusiones sobre las ventanas de aluminio que imitan la madera

Del mismo modo, resultan perfectamente apropiadas para grandes dimensiones, se encuentran libres de las terribles termitas, no suelen empañarse, no requiere de pintura frecuente y además es posible lavarlas.

Aparte de todo lo anterior, cabe mencionar también que en la actualidad, existe la posibilidad de conseguirlas en una amplia gama de tonalidades que imitan por completo el aspecto de la madera natural.

Finalmente, hay que decir que al contrario de la madera, el utilizar aluminio no afecta el medio ambiente de forma negativa, dado que este material no libera ningún tipo de sustancias tóxicas para las personas y es posible reciclarlo mediante fusión.